El cerebro creativo

La creatividad en el cerebro es un proceso fascinante, siempre he querido estudiar (he tenido un par de intentos) el proceso del momento “aja” o “eureka”, para ver si este se puede replicar, enseñar. Por mucho tiempo se habló de los cerebros o personas más racionales o más creativas, hablaban de los famosos hemisferios, el derecho creativo y el izquierdo más racional, algo totalmente desmentido, asumo lo saben, al igual que eso de que solo usamos el 10% de nuestro cerebro, otro mito ampliamente conocido y profundamente falso. Volviendo al tema, se pensaba que las personas eran o no eran creativas, y a pesar de tener cierta especialización hemisférica, hoy comprendemos que la creatividad nace de una comunicación constante entre diversas partes de nuestro cerebro, al final las ideas nacen en la conexión de ambos hemisferios aunque sin lugar determinado. 

Esas eran partes de mis dudas de estudio ¿existe una zona creativa en el cerebro? ¿Se puede estimular? Si no es una zona y es un proceso ¿se puede replicar?

Avanzando el tiempo he descubierto diferentes estudios y desarrollos del tema, un tema hasta hoy complejo, somos por diseño creadores de cosas, muchos creen que la felicidad plena solo se encuentra en la creación de cosas nuevas, desde muy pequeños somos creativos y vamos atrofiando esta capacidad durante el tiempo, si quieren ver más de esto busquen la charla de Sir Ken Robinson “la escuela mata la creatividad”. Los análisis cerebrales del momento “aja” muestran una hiperactividad cerebral antes del momento, un breve apagón y luego una concentración de actividad en una zona en específico, que al parecer varía dependiendo de los conceptos que envuelven la idea, ¿fascinante no?

Pero si lees estas preguntas estarás más expectante al cómo desarrollar más o mejor tu creatividad, y aquí viene lo interesante, según el Dr David Eagleman existen diferentes factores con los cuales podemos ejercitar el músculo de la creatividad:

  • Primero debemos aprender e intentar algo nuevo: debemos buscar desafiarnos, aprender nuevas habilidades, nuevos idiomas, abrir el abanico, es interesante ver cómo nuestro cerebro puede adquirir nuevos conocimientos y con ellos generar nuevas ideas
  • Desafiarnos a salir del camino fácil y cómodo: la única forma de tener nuevas ideas, que sean nuevas u originales es empujando los límites, saliendo de lo conocido, nuestro cerebro en esencia es un ahorrador de energía, a pesar de ser su peso sólo 1.5 kilos usa más del 20% de nuestra energía, la eficiencia para este órgano es vital, nuestro cerebro buscará siempre repetir patrones, hacer lo mismo de siempre, lo cómodo, lo conocido, por otro lado las ideas y la creatividad están alejadas de lo cómodo, por lo tanto tenemos que alejarnos del camino fácil y empujar nuestras capacidades esforzándonos.
  • Debemos crear cosas que no sean ni muy nuevas, alejadas de lo conocido, irreales y a la larga imposibles, ni muy conocidas, que sean normales y comunes, la creatividad nace en un equilibrio delicado de ambas posiciones, para el cerebro la mejor forma de adquirir nuevos conocimientos es asociándolos a conocimientos ya adquiridos, por eso no es de extrañar que la creatividad nazca en esta sinergia entre lo nuevo y lo conocido.
  • Tenemos que dejar de temerle al fracaso, es parte del proceso, no hay mejor profesor que el fracaso y si bien esto no es una oda al fracaso, lo que buscamos es aprender de los errores, el temor paraliza, el temor limita, la creatividad nace del relajo, de actividades como caminar, ducharnos, momentos de relajación, con miedo eso es poco probable, el fracaso es parte del camino, en negocios se estima que un emprendedor fracasa en promedio 3 veces antes de construir un negocio rentable, por lo tanto tenemos que aceptar el fracaso como algo normal, como una etapa del proceso y no como el fin del camino.

En este sentido el Dr Eduardo Calixto nos indica que la mejor forma de ser más creativos es:

  • Teniendo buen humor
  • Dormir adecuadamente (el no dormir bien afecta la memoria y funciones ejecutivas)
  • Distraernos
  • Debemos alimentarnos bien, el cerebro con hambre no se concentra
  • Y debemos evitar las prisas, creatividad bajo presión no es efectiva

Y para desarrollar el pensamiento creativo se debe:

  • Descubrir y admirar
  • Tener motivación
  • Ilusión 
  • Serenidad

Para tener en consideración:

  • Debemos pensar en varias opciones, la única forma de tener buenas ideas, es tener muchas y desechar las malas
  • Trabajar con ánimo
  • Cambiar de punto de vista o confrontar la idea con contextos diferentes
  • Y por último desconectarnos y distraernos

 Recuerden El cerebro más creativo es el que suele equivocarse más. Equivocarse es necesario para crear.

Estándar

Conversemos!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s